Contáctanos: Granada 958 842 863 | Motril 958 822 772
 
Menu

We are apologize for the inconvenience but you need to download
more modern browser in order to be able to browse our page

Download Safari
Download Safari
Download Chrome
Download Chrome
Download Firefox
Download Firefox
Download IE 10+
Download IE 10+

Adaptar tu hogar a personas con movilidad reducida

Una persona que sufre movilidad reducida debe sentirse segura y cómoda en su hogar. Es necesario que tenga una vida sin ningún tipo de inconveniente y que esté facilitada. Hoy en día todas las viviendas no se encuentran en las condiciones adecuadas para facilitar y asegurar independencia a la hora de realizar las tareas de casa o moverse por ella.  

¿Te imaginas que te rompes una pierna o un tobillo practicando deporte? ¿Crees que tu casa está preparada para que puedas sentirte independiente en ella? Ir al baño, hacer la comida y dirigirte a la cama son tareas cotidianas que hacemos todos a diario y que deben ser rápidas y fáciles de realizar. Pues bien, en una situación como ésta, o una persona que tenga algún tipo de movilidad reducida merece sentirse segura e independiente haciendo las tareas del hogar.

Las viviendas no están adaptadas para estos problemas y esto dificulta la independencia de cada uno. La autoconfianza es un punto clave en este aspecto y por eso queremos darte algunos consejos para que tu casa sea una vivienda segura para ti.

Tu vivienda debe ser:

Funcional y estética

Es la base para conseguir una casa adaptada a las necesidades. Primero se debe conocer las dificultades de la persona interesada para cubrir perfectamente sus requisitos. La regla es no renunciar a nada. Se puede conseguir una casa funcional y bonita. Se trabaja en soluciones decorativas prácticas y de esta manera se consigue una vivienda reconfortable y con buenas condiciones físicas.

Accesos abiertos

Lo más importante son las entradas a las casas o a las habitaciones. Se debe liberar un mínimo de 80 centímetros teniendo en cuenta la orientación de la apertura de la puerta para poder ofrecer una superficie de 1,20 a 1,50 metros, así pueden acceder las sillas de ruedas. Otro aspecto importante es el pasillo o el baño. El pasillo debe tener los suficientes centímetros para no tener ningún tipo de problema al pasar y el baño debe estar adaptado por si se sufre una caída.

Puertas, ventanas y puntos de luz

Se aconseja que los pomos de las puertas no sean redondeados ni con punta, algo neutro. La posición de la ventana y su apertura es un detalle que no se tiene en cuenta muchas veces y hay accidentes a la hora de abrir una ventana o de subir la persiana. No pueden encontrarse a una altura mayor de 1,40 metros. Si hay en alguna zona de la casa con puertas que den a terrazas es aconsejable que tengan rejas.

Por otro lado, los enchufes deben estar más arriba de lo que están situados en una casa tipo. De esta manera facilitas el acceso a ellos.

El dormitorio

El dormitorio es la habitación donde más cómodos necesitamos estar, ya que es el sitio donde descansamos. La cama debe ubicarse aproximadamente a unos 45 o 48 centímetros, muy similar a la altura de la silla de ruedas para facilitar la transición de una a otra. El colchón tiene que tener cierta dureza, ya que hay que apoyarse en él para meterse en la cama y, si es con textura, el traslado es más complicado. Estos consejos pueden aplicarse también a la hora de elegir el sofá del salón.

En el tema de los armarios, hay que pensar un diseño de suelo continuo para poder acercarse al interior del armario. Las opciones son muy diversas, tan sólo se debe encontrar la adecuada.

La cocina

Es un espacio de la casa que requiere especial atención. Es muy común una disposición de dos líneas, una en la que se ubican los electrodomésticos que pueden encontrarse a una altura superior de lo habitual para facilitar el acceso. Un buen ejemplo de esto es el frigorífico, que su parte inferior debe estar más alta de la medida normal. En la otra línea se ubica la encimera que puede estar a unos 80 centímetros de altura, acompañado del fregadero y la placa de cocinar.

Una buena opción para cubrir estas necesidades es elegir un mobiliario de ruedas.

Tras leer estos consejos ya tienes las claves necesarias para conseguir un hogar adaptado a todo tipo de necesidades.

 

 

 

 

 

 

Haz tu comentario

Tu correo no será publicado
*